El Rincón de Javier Rojas Asensio – Puentes históricos del río Tajo a su paso por Toledo – PARTE 2 – Puente de San Martín

Puentes históricos del río Tajo a su paso por Toledo

SEGUNDA PARTE

PUENTE DE SAN MARTÍN

 

   “El puente de San Martín fue construido en el siglo XIII, bajo el reinado de Alfonso X. Su traza actual pertenece a la reconstrucción efectuada en el siglo XIV, promovida por el arzobispo don Pedro Tenorio.

 

   Consta de cinco arcos elevados, dos amplios tajamares y robustos torreones. Contiene varias inscripciones alusivas a las distintas restauraciones o reconstrucciones que se han efectuado en él”.

 

 

Fotografía – Puente de San Martín – Javier Rojas Asensio. 8 de marzo de 2019

 

   De robusta estructura el puente de San Martín se construyó en sustitución de otro que, aguas abajo, fue destruido por una fuerte riada ocurrida en el año 1203 y del que subsisten algunos machones y un torreón que se conoce con el nombre de “El baño de la Cava”.

   Consta el puente de cinco arcos ligeramente apuntados, destacando por su grandiosidad el central, con sus 30,20 metros de anchura y sus 26,60 de altura sobre el nivel de las aguas. A ambos lados dos fuertes torreones le guardan. En su conjunto es un soberbio ejemplar de la arquitectura militar por su solidez y estructura defensiva.

   Debió de construirse hacia finales del siglo XIII o comienzo del XIV, pues ya en los enfrentamientos entre Pedro I y Enrique de Trastámara, su hermano bastardo, se dice que fue parcialmente destruido para la defensa de la ciudad, impidiendo el acceso del enemigo por esta zona.

   Su reconstrucción se debe al activo arzobispo don Pedro Tenorio, en el siglo XIV, como lo refiere una lápida en el torreón de salida.

   Para llegar a lo alto del puente debemos cruzar la puerta o portillo de “La Coracha”.

   Coracha es un término militar de la Edad Media, procedente del árabe, con el que se denominaba el espolón de muralla o cortina amurallada que, saliendo de la misma, por lo general de una zona avanzada, partía el terreno en dos hasta llegar a un río o precipicio, de manera que, además de proteger una puerta o puente, impedía el total cerco de la ciudad y permitía a los sitiados surtirse de agua en caso de necesidad. Es construcción árabe y por lo tanto anterior a 1085, año de la conquista de la ciudad por Alfonso VI. Destruida con el paso de los tiempos, se reconstruyó, al tiempo que el Baño de la Cava, en 1974, reinventando un arco, que no debía tener, pero que le proporciona un atractivo en la actualidad.

   Esta coracha toledana defendía el estribo derecho del puente de San Martín y enlazaba con el torreón del “Baño”, evitando el cerco completo de Toledo por cualquier atacante.

 

Puente de San Martín – Fotografía Javier Rojas – 8 de marzo de 2019

 

Puente de San Martín – Fotografía Javier Rojas – 8 de marzo de 2019

 

   Una vez sobre el viaducto, nos disponemos a estudiarle un poquito más y observar sus detalles.

   Entramos en él por el acceso interior, que da a la ciudad. Este torreón no existió en un principio, pues en sus inicios el puente sólo contaba para su defensa con el potente torreón de salida.

 

Puente de San Martín – Torreón de Salida –  Fotografía Javier Rojas – 8 de marzo de 2019

 

   En la cara interior del torreón que mira a la ciudad, hay sobre la puerta un balconcillo largo en que está colocada y resguardada tras un cristal una imagen de la Virgen del Sagrario, esculpida en piedra y pintada encima.

 

Puente de San Martín – Fotografía Javier Rojas – 8 de marzo de 2019

 

   Y en la otra cara del mismo torreón se ven las armas de Toledo, de bajo relieve en granito fino, y debajo de los Emperadores godos, dos grandes lápidas de mármol blanco en marcos de berroqueña con las inscripciones que siguen:

 

Puente de San Martín – Fotografía Javier Rojas – 8 de marzo de 2019

 

En la de la izquierda del espectador.

   “Reinando Carlos II N.S. la imperial Toledo mandó reedificar este puente, casi arruinada con la injuria de cinco siglos, dándola nuevo ser mejorado en la materia, reformado en la obra, aumentado en espacios y hermosura, en que siguiendo el ejemplo de los pasados, alienta con el suyo a los venideros”.

Puente de San Martín – Fotografía Javier Rojas – 8 de marzo de 2019

 

En la de la derecha.

   “Esta obra se acabó siendo Corregidor D. Francisco de Vargas y Lezama, Caballero de la Orden de Calatrava, del Consejo de S. M. en el Real de Hacienda; y Comisarios D. Alonso Josef Fernández de Madrid, Caballero del Orden de Santiago, y D. Luis de Villalta, Egas, Viváneo, Regidores, y Pedro Carrasco Marín y Gabriel Alonso de Buendía, Jurados. Año de MDCXC”.

Puente de San Martín – Fotografía Javier Rojas – 8 de marzo de 2019

 

Puente de San Martín – Fotografía Javier Rojas – 8 de marzo de 2019

 

   Avanzando por el puente hacia la salida, vemos que su calzada mantiene una anchura uniforme con un fuerte pretil de piedra, como toda su construcción, con grandes bolas. Su anchura sólo se interrumpe sobre tres de los tajamares – saliente en el extremo de un machón de un puente – donde surgen otros tantos ensanches o plazoletas para permitir a los peatones resguardarse del paso de los vehículos.

   Nos acercamos al torreón de salida y vemos que se conserva más acorde con su forma original; es decir, ha tenido menos reformas. Su estructura es más sólida y potente que el del otro extremo. Conserva su planta hexagonal, el coronamiento de almenas y tres, de los cuatro que tuvo en un principio, de sus espacios cubiertos, con bóvedas nerviadas y arcos ojivales y de herradura, con su buharda y rastrillo en la zona central.

   En el otro torreón de la salida sobre la clave del arco que mira para adentro del puente una hornacina, como en las puertas de Bisagra y Cambrón, en la cual se contempla la estatúa de San Julián Arzobispo y patrón de Toledo, compañera en materia y en mérito artístico de las de San Eugenio y Santa Leocadia, ya mencionadas antes, y que es, como aquellas, de Berruguete o de Monegro.

 

Puente de San Martín – Fotografía Javier Rojas – 8 de marzo de 2019

 

Fotografía de Angel Martinez Torija

 

Fotografía de Angel Martinez Torija

 

Fotografía de Angel Martinez Torija

 

Textos: Referencias tomadas de las publicaciones:

  • “Toledo en 59 preguntas” – Ediciones Covarrubias – J. Andrés López-Covarrubias Martín- Caro – Año 2011

  • “Fantasía y Realidad de Toledo” – Editorial Azacanes – Por Ángel Santos Vaquero y Emilio Vaquero Fernández-Prieto – Año 2002

  • “Toledo en la mano” – Sixto Ramón Parro

  • Blog Toledo Olvidado – Eduardo Sánchez Butragueño.

  • Estudio A.I.A. (Arquitectos y Urbanistas – Sánchez de León-Fernández Roldán).

Fotografías: de Javier Rojas Asensio y de Angel Martinez Torija.

Artículo realizado por Javier Rojas Asensio.

 

 

 

 

Comentarios

  1. Francisco Javier Rojas
    Francisco Javier Rojas 28 septiembre, 2019, 08:37

    Otro trabajito realizado en conjunto. Me satisface.

    Contesta a este comentario

Escribe un Comentario

Tu dirección de email no aparecerá publicada.
Los Campos Obligatorios están marcados con*